CORTINA KUME COSIDA.

La forma más fácil para sujetar juntos los distintos componentes de una cortina Kume es usar clavos de tapicería, tachuelas o grapas de alta resistencia. Mientras que las grapas se utilizan sólo para fijar el panel posterior de la cortina, es decir el lado que da hacia la ventana, estos elementos de fijación permiten realizar una cortina atractiva con poco esfuerzo y en poco tiempo. Existe sin embargo, otras opciones para armar una cortina Kume.



La opción que preferimos, consiste en coser juntos los componentes de la cortina con un hilo de algodón grueso a través de agujeros pre-perforados en los listones
Esta técnica requiere más tiempo y habilidad, pero creemos que el resultado final vale el esfuerzo suplementario. Sin embargo, les recomendamos primero practicar haciendo una cortina Kume convencional (con tachuelas y grapas) antes de realizar una Kume cosida.

Los materiales necesarios para realizar una cortina Kume cosida son los mismos que se utilizan para una cortina Kume convencional (véase ventanilla “paso a paso"). La única diferencia es que es necesario perforar agujeros en los listones en los puntos donde vamos a fijar los paneles a los listones.
Para poder coser las cortinas con el patrón “cuadro y cruz” es necesario perforar cuatro agujeros en cada punto de fijación. Los orificios están separados 1 cm entre sí, y se perforan con una broca de 1,5 mm de diámetro. Antes de taladrar los agujeros, les recomendamos utilizar una plantilla hecha por ejemplo con una pequeña placa de plástico duro, para marchar de forma precisa y uniforme los cuatro agujeros necesarios para cada punto de fijación.

Es necesario tener en cuenta los siguientes aspectos al definir la ubicación de los puntos de fijación:

  • En el listón superior, los agujeros deben estar cerca del borde superior del listón.
  • En los listones inferiores, los agujeros deben estar centrados en la cara de los listones.
  • En el listón superior, el espacio entre los puntos de fijación debe ser entre 10 a 20 cm.
  • En los listones inferiores, la separación entre los puntos de fijación puede ser mayor, hasta el doble de la distancia entre los puntos de fijación en el listón superior. Esto permite reducir el número de puntos necesarios para montar la cortina y ahorrar tiempo.

Montar la cortina como descrito en la ventanilla "paso a paso".

Utilizar grapas o tachuelas para sujetar temporalmente los componentes entre sí, pero asegurarse de colocarlos a 1 o 2 cm de distancia de los agujeros de los puntos de fijación. Esto evitará que las grapas o tachuelas interfieran con el bordar los puntos de fijación.



Utilizar una aguja e hilo grueso de algodón para bordar en el panel frontal el patrón “cuadro y cruz”. El bordado no es simple porque los agujeros no son visibles y se deben ubicar sondando el listón con la aguja. Aunque pueda parecer complicada al principio, con un poco de práctica el bordado se hace más fácil.